¿Cómo desinfectar tu piscina?

Mantener el agua de tu piscina limpia, es un aspecto clave para cuidar de la salud de quienes disfrutáis de ella. Desinfectar tu piscina se convierte en una tarea muy importante.

En ocasiones, puede parecer que las aguas son idóneas para el baño y sin embargo, no cumplir con los estándares mínimos para ello.

En este post, te daremos las pautas para que puedas desinfectar tu piscina en condiciones. ¡Toma nota de todas las opciones que se te presentan!

 

Por qué el proceso de desinfectar tu piscina es indispensable

Las piscinas ubicadas al aire libre, son el caldo de cultivo perfecto para todo tipo de microorganismos.

Al bañarnos, dejamos en sus aguas restos tanto orgánicos, por ejemplo sudor, como inorgánicos, por ejemplo cremas y protectores solares. Lo que contribuye a que proliferen algas y hongos.

Es por ello que tu piscina necesita de cuidados para mantenerse limpia y apta para el baño.

 

Opciones para desinfectar tu piscina

Desde GRE te recomendamos 3 formas de desinfección:

 

 

  • Cloro.

 

Este desinfectante, en contacto con el agua, genera ácido hipocloroso. Éste se encarga de eliminar virus y lo hace gracias a su carga eléctrica neutra, porque de este modo puede llegar al núcleo de los agentes patógenos y acabar con ellos. ¿Cómo lo consigue? Atacando a sus proteínas, por lo que la estructura de las bacterias se deteriora. 

Hay que tener en cuenta que para que el cloro sea efectivo, el pH de las aguas debe fluctuar entre 7,2 y 7,6.

 

  • Bromo.

 

Es el desinfectante ideal cuando los niveles de pH de las aguas se incrementan. Para un pH superior a 7,4, la efectividad del cloro pudiera no ser del 100%. Sin embargo, el bromo sigue actuando aún cuando el pH es más alto de 7,8.

Además, el bromo actúa en altas temperaturas (hasta 40º), por lo que también es la opción óptima para spas e hidromasajes.

Lo que sí ha de tomarse en consideración es que el cloro puede protegerse de los rayos UV mediante un estabilizador, algo que no ocurre con el bromo, por lo que si se usa en piscinas al aire libre, donde incida la luz solar, se agotará más rápidamente que el cloro y habrá que reponerlo en más ocasiones.

 

 

  • Cloradores salinos.

 

Los cloradores por electrolisis generan cloro para la desinfección de la piscina a partir de sal.

Esta alternativa presenta varias ventajas: genera y dosifica automáticamente el cloro en la piscina, evita el almacenamiento y la manipulación de producto químico y es totalmente seguro, ya que sólo utiliza sal común.

Si quieres leer más al respecto, te hablamos de este método en este post.

 

Y por si es de tu interés, en este vídeo, te damos algunos consejos para mantener y controlar que tu piscina esté libre de patógenos, 

Encuentra en GRE todo lo necesario para el cuidado de tu piscina.

 

Síguenos

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar