¿Qué es el sistema de electrólisis salina? Beneficios

En los últimos años hemos vivido una evolución significativa de los sistemas de cloradores para la desinfección de piscinas. Mantener el estado del agua en buenas condiciones ha supuesto en muchas ocasiones verdaderos rompecabezas. El sistema de electrólisis salina es uno de los más modernos y avanzados para el tratamiento del agua de piscinas. Además es más beneficioso para la salud que otros tratamientos de cloro tradicionales. 

 

Electrólisis salina, cómo funciona

 

Se trata de añadir sal al agua de la piscina para alcanzar una concentración de 3.000ppm. A pesar del nivel, el mar tienen una concentración mayor, de 38.000ppm. 

 

La sal se disuelve en el agua y pasa por el circuito de depuración, donde se instala el clorado salino, encargado de generar una corriente eléctrica entre dos electrodos para producir el llamado electrólisis de agua salada. El proceso produce dos sustancias: sodio (Na) y cloro (Cl2) en forma de gas. 

 

Este contenido gaseoso mezclado con agua forma ácido hipocloroso, el desinfectante de agua que necesita la piscina.

 

Ventajas de la electrólisis salina

 

  1. Más beneficioso para la salud. La electrólisis salina es una metodología menos perjudicial para la salud, pues el impacto en ojos y piel es menor al de cloros tradicionales. Algunos cloros elaborados con químicos producen picor en los ojos e incluso reacciones cutáneas. No es el caso del sistema de electrólisis salina.

 

  1. Más económico. La electrólisis salina es más económica que otros sistemas de desinfección de piscinas. Solo se necesita sal especial para la electrólisis salina y además permite economizar agua. 

 

  1. Menos trabajo. Con este sistema no es necesario revisar de forma continua los niveles de cloro del agua, por lo que ahorra tiempo.

 

  1. Mejor para el medioambiente. La electrólisis salina se realiza mediante la sal y permite minimizar el uso de productos químicos. Además es también un producto más seguro ya que no se deben manipular productos químicos. 

 

  1. No estropea la ropa. Uno de los grandes inconvenientes de los sistemas tradicionales de cloro es que los químicos usados estropean los bañadores, dañando el tejido y provocando la decoloración. Esto no pasa con el sistema de electrólisis salina. Tampoco estropea el cabello.
  2. Mejor claridad del agua. El uso de la sal produce un efecto mucho más bonito que el resto de cloros. Pues el agua se ve mucho más clara y con un tono azul más bonito y natural. 

 

  1. Sistema totalmente automatizado. Todo el procedimiento se puede automatizar de forma que luego se ahorra tiempo en el tratamiento de desinfección. 

 

Desde GRE, queremos presentarte el sistema de electrólisis salina como una procedimiento de desinfección de agua de piscina que ha revolucionado por completo el mercado. Y no hay que perder de vista que su mayor ventaja es sin duda un gran alcance científico. Poder desinfectar el agua de la piscina con un producto natural que no daña a la salud es sin duda el avance más importante de este sistema de desinfección de agua de piscina.

 

Síguenos

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar